lunes, 21 de diciembre de 2009

Encontrar trabajo en Bolsas de Empleo o Redes Profesionales


En el mundo de la búsqueda de trabajo, hay dos claras orientaciones: las Bolsas de empleo y las redes de networking profesional.

En ningún caso, las dos orientaciones son excluyentes, sino más bien al contrario: son complementarias.

Puede leer este interesante post sobre 10 consejos para encontrar trabajo en LinkedIn. La verdad, es que estos 10 consejos, en la mayoría de los casos son aplicables también a las bolsas de empleo tradicionales.


Todo parte de que la búsqueda de trabajo es un trabajo en si mismo, que debería llevarse a cabo mientras se tiene trabajo. Tener éxito en la búsqueda de trabajo es como cuidar un huerto: hay que sembrar para recoger y ser persistente en su cuidado. Si no se cuida, crecen malas hierbas y dificultan la recolección de los frutos.

  1. Completa tu perfil a fondo: Este es sin duda el principal consejo que aplica tanto a Bolsas de Empleo como Redes Profesionales de Networking. En principio, los perfiles tienen la información necesaria y adecuada para que los profesionales de selección puedan llevar a cabo sus tareas. Cada herramienta recoge información muy similar, básicamente: datos de contacto, estudios, experiencias, retos y logros anteriores y expectativas de futuro. Esta información básica se puede extender con acreditaciones de estudios y/o títulos así como con recomendaciones profesionales de compañeros. En definitiva, construye un buen currículum y sobre todo, haz que amigos de confianza lo lean con una mirada crítica para mejorar los aspectos que queden más flojos.
  2. Construye tu red: Puede parecer que este punto aplica únicamente para las redes de networking. Es cierto hay funcionalidades que facilitan la construcción de la red de networking profesional. No obstante, con la aparición de los entornos sociales, estas ya no son una característica exclusiva de herramientas como LinkedIn. La verdad es que cada vez mas se mezcla el apartado personal con el apartado profesional. Tener el currículum en una bolsa de empleo, no significa no poder pertenecer a otras redes (que vas a necesitar). Bolsas de empleo como InfoJobs te permiten construir tu red mediante recomendaciones de colaboradores, responsbles, etc. Estas redes de recomendaciones son visibles para los profesionales de reclutamiento que puedan acceder a tu currrículum, ya sea por haberte inscrito en una oferta o por tener un perfil visible que permite la búsqueda por base de datos. En igualdad de condiciones, los profesionales de recursos humanos seleccionan antes un currículum con recomendaciones que uno sin.
  3. Prepárate para las entrevistas: En este caso, el post sobre como encontrar empleo en Linked In, sugiere (en el caso que lo sepamos) que investiguemos sobre el reclutador, para tener cierto conocimiento de la persona que tendremos delante y tratar de buscar cosas que ayuden a empatizar con ella. Conseguir una entrevista de empleo no es tarea fácil, de modo que se debe preparar al detalle para conseguir pasar a siguientes fases. La principal ventaja que ofrece en este caso la red de networking profesional puede haber algún amigo / conocido de primer nivel que pertenezca a la misma red de contactos que la persona que va a realizar la entrevista. No obstante, también se pueden realizar búsquedas a través de buscadores u otras herramientas. Cuanto más conozcamos al entrevistador, mejor.
  4. Únete a grupos: La analogía de la unión a grupos, seria la definición de alertas de empleo. En una bolsa de empleo, ya sabemos que lo que ofrecen son ofertas de trabajo, de modo que debemos definir alertas que respondan a nuestras preferencias de trabajo. Al principio es importante revisar que las ofertas que recibimos diariamente responden realmente a la alerta de trabajo que queríamos, no sea que hayamos puesto excesivas restricciones.
  5. Participa en foros, discusiones: esta es a parte más activa de la búsqueda de trabajo. A parte de la acción propiamente de buscar, uno mismo tiene que demostrar que es una persona activa, dar a conocer su conocimiento. Debemos construirnos nuestra propia marca (personal branding). Hay muchas herramientas 2.0 (o sociales) que se pueden utilizar de forma gratuita.
  6. Busca trabajos diariamente: Aunque tengamos las alertas de empleo definidas, hay que revisar cada día las ofertas (o en el correo o en el portal). Por lo general, las ofertas de empleo permanecen activas más tiempo del necesario para cubrir un puesto vacante. Esto significa, que en función del número de inscritos, los profesionales de selección de personal omitan los candidatos inscritos a una oferta a partir de una fecha determinada. Es decir, el Time-To-Market es un factor clave.
  7. Haz y responde preguntas: esta seria una particularidad del apartado 5 en LinkedIn, aunque también se pueden utilizar otras herramientas como por ejemplo Yahoo Answers o contribuir con contenido en la Wikipedia.
  8. Identifica empresas objetivo: esto pasa por una reflexión personal previa. ¿Qué queremos? ¿Dónde nos gustaría trabajar?. Hay un gran número de empresas que, en un procesos de selección, valoran mejor a los candidatos que manifiestan querer trabajar en su compañía que no solo los que se inscriben a una oferta de la compañía pero que tanto les da una como otra. En portales como InfoJobs.net los candidatos tienen servicios para poder indicar a los reclutadores que su empresa es la empresa de sus sueños.
  9. Promociona tu blog o sitio web: disponer de un blog es disponer de un sitio de promoción personal, ya sea para escribir sobre temas personales (ocio por ejemplo) como para escribir sobre temas profesionales. En el caso de que sean temas profesionales, se puede demostrar la valúa de uno mismo y en caso que el blog sea de temas personales y ocio, siempre y cuando el contenido sea respetuoso, completo, de calidad, etc... también se puede mostrar a los responsables de selección. Este tipo de contenido manifiesta que tenemos algo más fuera del trabajo, que tenemos relaciones, que valoramos el tiempo libre y sabemos lo que cuesta tenerlo, etc...
  10. Trucos de última hora: completa y revisa tu perfil de forma regular, añadiendo nuevas experiencias profesionales, cursos de formación, retos y logros conseguidos. Hazte visible. En el caso de las redes profesionales, puedes incluir la URL de tu perfil profesional en la firma de tu correo, mientras que en las bolsas de empleo establecer los atributos necesarios para que las empresas te puedan encontrar por la BBDD (base de datos). En caso que no vayas a estar disponible por algunos días establece el "fuera de la oficina" para indicar que no podrás responder a determinado correo hasta determinada fecha. No tener esta opción activada y no responder un correo con un margen de tiempo breve podría dar a entender determinado "pasotismo".